Declaración del Sindicato Unificado de Policía sobre el trato a inmigrantes

EL TRATAMIENTO DE LA INMIGRACIÓN ILEGAL
Varios medios de comunicación se han dirigido al sindicato, a esta dirección nacional y a otras comisiones ejecutivas de distinto ámbito, solicitando un pronunciamiento público del sindicato sobre la inmigración ilegal. Con el fin de mantener una posición común, en tanto el congreso del
próximo año pueda decidir al respecto, la Comisión Ejecutiva Nacional establece lo siguiente:

  1. Los policías estamos para combatir a delincuentes, a quienes infringen las leyes y normas y atentan contra la libertad, los bienes y los derechos de los ciudadanos. En esa persecución de los delincuentes no hay distinción de raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra circunstancia personal o social, como la de que sean ciudadanos españoles o extranjeros.
  2. Un inmigrante sin papeles que está trabajando ilegalmente no es un delincuente y no merece ser detenido y expulsado. Por razones morales, éticas, humanitarias, de respeto a los seres humanos, deberían establecerse normas para penalizar al empleador fraudulento, al explotador, garantizando la permanencia en cualquier territorio de una persona que está siendo explotada. Esto es lo único coherente con la doctrina de respeto a las personas que establece la Declaración Universal de los Derechos Humanos y los principios y valores sobre los que se asientan las democracias.
  3. Un inmigrante sin papeles que reside ilegalmente en un país, aunque no tenga trabajo, no esun delincuente y no debería ser detenido, encerrado y expulsado como un animal. Deberíanaplicarse medidas de incentivación del regreso voluntario, incluso primando económicamentedicha salida voluntaria del país, estableciendo garantías como la de la expulsión forzada si una vez abandonado el país voluntariamente regresa al mismo. Estas políticas deberían acordarse enámbitos políticos supranacionales como por ejemplo la Unión Europea.
  4. Rechazamos la política de persecución del inmigrante ilegal por inhumana, antidemocrática y contraria al respeto que merece cualquier ser humano. Los policías no somos máquinas, tenemos sentimientos, y es muy doloroso cumplir órdenes de identificación selectiva sobre inmigrantes por sus rasgos faciales, y detener a una madre que viene de trabajar ilegalmente limpiando para mantener a sus hijos. Una madre que es deportada en un acto inhumano. Rechazamos la política de justificación estadística consistente en identificar a ciudadanos extranjeros para detectar a inmigrantes ilegales, por ser una burda trampa, emitir una falsa imagen de eficacia policial, y ser contraria a los valores y principios de nuestra Constitución.
  5. Resumiendo los puntos anteriores, pedimos perseguir a los delincuentes, españoles o extranjeros. Legalizar a quienes tienen trabajos ilegales y están siendo explotados. Incentivar la salida voluntaria del territorio nacional con compromiso de no regreso. La expulsión de quienes habiendo salido de España voluntariamente y con el correspondiente incentivo regresan. Y no llevar a cabo políticas policiales que pretendan una falsa justificación estadística de eficacia a costa de otros seres humanos.
Madrid, 17 de septiembre de 2008.
COMISIÓN EJECUTIVA NACIONAL
Secretaría General
http://www.sup.es

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair / Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair / Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair / Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair / Cambiar )

Conectando a %s